Para que triunfe el mal, basta con que los hombres de bien no hagan nada

By | 23 junio, 2012
Si quieres compartirloShare on Facebook0Share on Google+6Tweet about this on Twitter0Email this to someoneShare on TumblrShare on LinkedIn0

 

Buenas

Es difícil escribir esto. Supongo que después de tantos años denunciando lo que ocurre en las redes sociales respecto a los menores había que esperar algo así. Creo que he sido transparente en todo lo que he podido, pero hay muchas partes de esta historia, que en definitiva ha sido parte de mi vida, que se quedarán sólo en mi memoria. El sentido común y la responsabilidad, cosa que he intentado mantener siempre, conducen a ello.

No es un secreto, aunque nunca he sido llorón, que todo esto ha tenido un coste tremendo para mi. Mucho esfuerzo, mucho dolor y mucha indignación. Más aún cuando alguien conoce la historia completa, y eso hasta el momento está en manos de muy pocas personas. Menos de los que se cuentan con los dedos de una mano. Aún sin serlo entiendo que alguno de ustedes habrá podido vislumbrar algunas cosas de las que me han sucedido simplemente por pedir cordura o algo tan simple como que multinacionales actúen como denunciantes en los casos de abusos de menores que ellos mismos alojan, distribuyen y con los que se lucran. No lo olviden nunca. Se lucran. Algo tan simple como al parecer imposible. Demasiados intereses.

Podemos poner mil excusas. Las redes son enormes, millones de usuarios, no se puede técnicamente , lo que quieran. Para mi son excusas, puesto que todos conocemos que esos mismo impedimentos no han existido para perseguir y proteger cosas como los derechos de autor y a otras poderosas multinacionales que están detrás de ellos. Eso es así y es incontestable.

Uno puede enfrentarse a multinacionales, a pederastas, a políticos y muchas cosas, pero a ustedes no. No se puede y no puedo. No puedo seguir, al menos como hasta ahora, con esto. No tiene ningún sentido. Estoy convencido , de que al igual que en la Iglesia, los abusos de menores en la red se destaparán un día y llegaremos a parecidas conclusiones. Se silenciaron, se consintieron y no hicimos nada para evitarlos. Yo al menos lo intenté. Seguro que hice muchas cosas mal, pero les pido que reflexionen sobre que hicieron ustedes, por una vez, no lo que hice yo.

Esto siempre dije que no es un problema mío, ni una cruzada, ni soy un justiciero, ni un caza-pedófilos, ni nada parecido. Soy un padre, que sabe como funciona la tecnología y estas empresas, preocupado. Nada más. Por tanto lo que haga a partir de ahora no tendrá nada que ver con lo que hice antes. Creo que ustedes ya están suficientemente avisados sobre lo que ocurre y yo podré dedicarme a otras cosas. Sepan que si hay algo en lo que creo es que hay peleas que hay que darlas, aunque uno sepa que la perderá. De eso se trata ser humano y tener conciencia. Eso creo.

En todo caso dije que no soy llorón y no lo seré. Las amenazas personales, a mi y a mi familia, veladas o no, a mi trabajo, a mi prestigio (lo tengo lo crean o no) han sido compañeros de este viaje. No podía ser de otro modo. No obstante el viaje ha acabado. Al menos el diario del mismo. Es hora de cambiar el camino a seguir y eso hago. Hay vías en esto, pero la de la denuncia pública no sirve. Ellos seguirán allí, los tipos malos. Supongo que para muchos es preferible vivir en la burbuja y pensar que las redes es Disneylandia. En definitiva se trata de ocio, no de otra cosa.

Yo, insisto, lo intenté. Y lo seguiré intentando, pero no de este modo.

Sólo añado una cosa más y es una cita de E. Burke “Para que triunfe el mal, basta con que los hombres de bien no hagan nada

Saludos y gracias.

12 thoughts on “Para que triunfe el mal, basta con que los hombres de bien no hagan nada

  1. @crisgarme

    Creo que blog como este y Twitter son muy necesarios para la denuncia, seguro que todas tus entradas y comentarios has servido a mucha gentes, aunque quizás no consiguieras todos los objetivos. Siento que hayas tomado esa decisión, aunque entiendo tu “jartura” y el coste personal que haya podido tener.
    Como bien dices muchas veces no hacemos nada.
    Saludos

    Reply
  2. yoriento

    El mal triunfa porque los hombres de bien no hacen nada, pero no es justo que los hombres de bien sufran males por intentar hacer algo. Ánimo.

    Reply
  3. Maribel

    Entiendo tu postura y después de leer el comentario de yoriento, sólo me cabe decir que lo ha bordado. Besote y gracias por mil cosas.

    Reply
  4. antonio e. zafra

    Amigo mio, nunca pense que te vería escribir un post tan triste como éste. Mucho ánimo y sigue el camino que desees con la conciencia tranquila. Pocos se han expuesto a pecho descubierto como tú lo has hecho.

    Gracias.

    Reply
  5. Norberto - nor7992

    Marcelino,

    Cómo bien sabes he estado a tu lado desde hace tiempo en este tema. Al leer está entrada siento a la vez tristeza y alivio.

    Tristeza porque creo qué es necesaria una labor así, alivio porque se lo mucho qué te ha afectado, porque te he visto sufrir con este tema, porque he visto la incomprensión sufrida, la impotencia e incluso la desesperación. Y por eso estoy aliviado no es justo qué una persona sufra algo así por intentar mejorar él mundo en él qué vivimos, por dejar un mundo mejor a nuestros hijos.
    Respeto y apoyo tu decisión, para mi eres una persona excepcional, qué lo ha dado todo. Cuando alguien se entrega así por algo qué cree justo sólo puede tener mi respeto y admiración.
    Un fuerte abrazo

    Reply
  6. Victor

    Es TERRIBLE. Pero no entiendo a quien te refieres con “ustedes” y tampoco cuál será la gota que ha colmado el vaso.

    Por otro lado ánimos y compresión. Supongo que te mereces un descanso. Los malos son muchos y están por todas partes. Y aquí no hay maniqueismo, realmente son MALOS.

    Reply
  7. mmadrigal Post author

    #6 Con ustedes me refiero a los cientos de miles de personas que han pasado por este blog y han mirado a otro lado.
    Gracias por los comentarios a todos

    Reply
  8. Esteban Mucientes

    Joder, Marcelino, pocos imprescindibles con tu inteligencia y capacidad hay y encima nos vienes con éstas. Hoy twitter es un poco más mierda de lo que es cada día.
    Ya te lo dije: haces falta. Mucho más que las gilipolleces que soltamos muchos por allí.
    Un abrazo enorme

    Reply
  9. Manostijeras

    Te entiendo perfectamente. Una vez me ayudaste y que sepas que conseguimos lo que buscaba, quitar a un basura de enmedio. Yo no paro de tener frustraciones en mi trabajo, que no sólo me desaniman, sino que también me han dado muchos problemas… Problemas muy gordos y hasta costarme mi matrimonio. Te agradezco que me ayudaras en su momento y que due un placer conocerte (aunque fuera sólo vía Twitter y telefónico). Un saludo con mucho cariño. ;-)

    Reply
  10. Jose Polo

    Leo el post con calma, me enciendo un cigarro, y me siento mal. Creo que, por mil motivos, no he puesto todo lo que podría haber llegado a poner para ayudarte. Vale, sí, me dirás que yo dentro de mis recursos he hecho más que otros con mucho más potencial, pero no me sirve.
    En todo caso, gracias por tu lucha. Ese es el mensaje que te quería hacer llegar. Simplemente. Un abrazo.

    Reply
  11. cavalleto

    Me siento mal por no haber leído este post hasta hoy y por el contenido del mismo.
    Como padre me has sido un guía sobre los peligros de la red, como bloguero un referente y como ciudadano un ejemplo a seguir.
    Lamento si no estuve a la altura en alguna ocasión.

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *